Phd. Martin Parada Goméz

Periodo 2020-2025

Una gran bienvenida a la comunidad académica de la Universidad Nacional y particularmente a la comunidad de extensionistas a quien les motivo a acompañarnos en esta gestión académica que busca contribuir al desarrollo socio-económico, cultural y ambiental de muchas comunidades de Costa Rica que así lo requieren.

El mensaje principal es que el extensionista debe de ayudar a transformar la sociedad y poner sus habilidades, sus destrezas, su ciencia para contribuir y servir a la sociedad. En este sentido hay que hacerlo con todo el esfuerzo, con toda la pasión, con todo el compromiso de trabajo, de tal manera, que la sociedad costarricense le reconozca a la Universidad Nacional este aporte de forma democrática.  

Desde el punto de visto metodológico creo que debe de asumirse una planificación académica y darle una sostenibilidad financiera que respalde a la consecución de los propósitos o, grandes objetivos, en el corto, mediano y en el largo plazo. Desde este punto de vista el primer elemento a incursar es la simplificación de trámites en los PPAA de extensión pero en términos generales de los programas, proyectos y actividades que tiene la Universidad Nacional. Se requiere contar con procesos sumamente a cortables y tramites que le ayuden al extensionista a realizar su función sustantiva y, que efectivamente, no vean en la gestión de la extensión un obstáculo. Desde este punto de vista vamos a hacer un esfuerzo mancomunado, en conjunto con los extensionistas, para eliminar radicalmente la tramitología que no sea necesaria guardando dos componentes: la rendición de cuentas; porque usamos fondos públicos y, la fiscalización. Para tales efectos contamos con una contraloría universitaria que puede apoyarnos en este esfuerzo, sin tener que resguardarnos en un exceso de tramitología, que al final, redonda en burocracia institucional.

El segundo punto es que efectivamente para orientar estos objetivos tenemos que tener políticas de regionalización y de extensión. Afortunadamente la Política de Desarrollo regional ya fue aprobada y se encuentra en etapa de implementación y la política de extensión en etapa de aprobación. Con base en este conjunto de políticas creo que se puede avanzar y hacer una muy buena contribución al desarrollo socio económico en el país, a la cultura, al deporte, al arte, a la recreación y al aparato socio productivo.

Tenemos muy claro el norte del trabajo en las comunidades y en las regiones del país: apoyar el crecimiento y el bien estar socio-económico de las familias, de las micros empresas, de las unidades productivas y de todos aquellos sectores socialmente vulnerabilizados en Costa Rica.